jueves, 10 de febrero de 2011

¿QUÉ OCURRE EN CAMBOYA?

Camboya es una monarquía constitucional del sudeste asiático con una población de cerca de 14 millones de habitantes, la mayoría de etnia jemer. La principal religión es el budismo theravāda.
El país limita al oeste con Tailandia, al norte con Laos, al este con Vietnam y al sur con el golfo de Tailandia. Es atravesado por el río Mekong.
Este país es conocido por sus “conflictos” con los Derechos Humanos (http://www.hrw.org/en/asia/cambodia) y por ser lugar de producción de muchas de las prendas que usamos a diario en Occidente, puesto que marcas como Zara, H&M o GAP, tienen allí fábricas proveedoras.
¿Y por qué viajamos hoy hasta allí? Porque en Itsmorethanclothes no estamos dispuestos a tolerar abusos a los Derechos Humanos para que en este lado del mundo vistamos a la moda a cualquier precio:
Hace ya cinco meses, aproximadamente doscientos mil trabajadores y trabajadoras de unas noventa fábricas camboyanas (he de decir que no sólo de las marcas mencionadas líneas atrás), decidieron llevar a cabo una huelga para exigir el salario mínimo de 93 dólares al mes.
Huelga, Camboya, Septiembre 2010

No vamos a aprovechar el lienzo en blanco que supone tener un blog en Internet para comentar el irrisorio salario, porque eso es un asunto muy delicado que requiere de profundos conocimientos sobre Relaciones Internacionales y Política Exterior, así como de Economía.
La huelga duró tres días (13 a 16 de septiembre) y, tras negociar con el Ministerio camboyano de Asuntos Sociales, los trabajadores regresaron a sus puestos de trabajo encontrándose con despidos improcedentes y denuncias a los líderes sindicalistas.
El Gobierno camboyano está totalmente en contra de esta situación.
Los tribunales camboyanos, en octubre, dictaron sentencia urgiendo a los empresarios a readmitir a los trabajadores, así como al fin del suspenso de sueldos, en las siguientes cuarenta y ocho horas.
Respuesta de los empresarios: recurrir.
Y a día de hoy, así van las cosas en Camboya.
Itsmorethanclothes se ha puesto en contacto con H&M y Zara, deseando conocer su opinión al respecto, pues no queremos informar sin dar cabida a las dos partes.
 Transcribimos con la determinación de evitar cualquier manipulación de la información, acto del que frecuentemente se nos acusa a los periodistas:
Dirección General de Comunicación y Relaciones Internacionales de INDITEX
“Agradecemos tu interés en nuestra compañía y en el desarrollo de nuestra política de responsabilidad social. Respecto a nuestra posición en relación con el reciente conflicto laboral en el sector textil camboyano y a las iniciativas que hemos puesto en marcha, queremos destacar que desde el primer momento nuestra empresa ha jugado un papel muy activo en la búsqueda de una solución justa basada en el diálogo entre los sindicatos y la patronal, en el marco del plan de actuación que para ello pusieron en marcha la Ethical Trading Initiative (organización de la que forma parte Inditex) y la Federación Internacional de Trabajadores del Textil, Vestimenta y Cuero (ITGLWF), con quien Inditex tiene un acuerdo global de cooperación y que tiene entre sus sindicatos miembros a la organización sindical camboyana C.CAWDU.
Inditex está en contacto permanente con todas las partes implicadas –propietarios de las fábricas, la asociación de fabricantes textiles camboyanos GMAC, sindicatos locales e internacionales (C.CAWDU e ITGLWF, respectivamente), la OIT, ONGs y otras empresas de nuestro sector- con el objetivo de alcanzar no sólo una solución a corto plazo, sino también para construir un nuevo marco de relaciones industriales maduras. En este sentido, los principales aspectos en negociación son la readmisión de los trabajadores despedidos como consecuencia de su participación en actividades relacionadas con el libre ejercicio de los derechos de asociación y negociación colectiva, así como el pago de los salarios desde la fecha de despido y la retirada de todos los procesos legales contra los representantes sindicales y trabajadores implicados en el conflicto.
Como consecuencia de las referidas negociaciones se han producido ya progresos significativos en varias de las fábricas implicadas. En cualquier caso, somos conscientes de que debemos seguir trabajando de forma conjunta para alcanzar una resolución total del conflicto.
También queremos destacar que situaciones similares relacionadas con el libre ejercicio de los principios incluidos en el Código de Conducta de Fabricantes y Talleres Externos de Inditex, han sido resueltos en el pasado de forma satisfactoria, tanto en Camboya como en otros países donde Inditex desarrolla sus actividades de fabricación, como resultado de la intervención conjunta de Inditex y otros grupos de interés en los últimos años.
Recibe un cordial saludo.
Dirección General de Comunicación y Relaciones Institucionales
INDITEX”

Departamento de Comunicación y Prensa de H&M
“Hasta el momento, alrededor de 360 trabajadores (de un total de 500 aprox.) han sido contratados de nuevo en dos de los tres proveedores implicados con los que H&M tiene relación. En general, los proveedores están de acuerdo sobre el contenido de este pacto, pero no en los niveles de compensación. En diciembre, el proveedor accedió a emplear a 142 de los trabajadores y a 19 representantes sindicales, pero los sindicatos demandan compensaciones por los meses en los que no estuvieron trabajando. Estas peticiones no han sido aceptadas por los proveedores. La próxima reunión será el 17 de enero y contará con representación de la OIT (Organización Internacional de Trabajo) y BFC (Better Factories Cambodia).
H&M ha recomendado a ambas partes a llevar el caso al Consejo de Arbitraje para una solución definitiva. Esta es también la recomendación de la OIT y BFC. Desde H&M seguimos de cerca la resolución del caso, con el objetivo de que sindicatos y proveedores lleguen a un acuerdo satisfactorio. Nuestro objetivo es que se llegue a un acuerdo que satisfaga a todas las partes. Como comprador, debemos apoyar a las partes implicadas para que se sienten a negociar con voluntad de buscar soluciones. La Dirección de la Oficina de Producción de H&M en Camboya está en contacto con los proveedores en cuestión para garantizar que los trabajadores son contratados de nuevo.
Seguimos de cerca lo que ocurre en Camboya y continuaremos haciéndolo:
- estando en contacto diario con las partes interesadas, como la OIT, BFC y otros compradores con oficinas en Camboya.
- hemos iniciado y participado en reuniones entre los proveedores implicados, GMAC (Asoc. de fabricantes de prendas de vestir de Camboya) y los sindicatos.
- colaborando con otros compradores en Camboya. El pasado 24 de septiembre se firmó una carta mostrando estas preocupaciones dirigida al Ministro de Comercio de Camboya, los sindicatos y a las organizaciones de empleadores, instando a todas las partes a que trabajen conjuntamente para encontrar una solución mutuamente satisfactoria. 
Más información en nuestro informe de Sostenibilidad: www.hm.com/sustainability2009
Un saludo,
H & M HENNES & MAURITZ S.L. COMMUNICATION & PRESS DEPARTMENT”

Como podemos comprobar, ambas empresas son conscientes del problema y pretenden encontrar una solución. Deseamos que todo esto no se quede en intenciones y los trabajadores camboyanos puedan no sólo reincorporarse a sus puestos, también obtener el sueldo mínimo de 93 dólares mensuales.
Blanca Glamour